Universidad de Ibagué obtiene patente de invención

Universidad de Ibagué obtiene patente de invención
*Por medio de la Resolución 31723, del 31 de julio de 2019, la Superintendencia de Industria y Comercio concede la patente de invención a una elaboración colectiva liderada por una profesora- investigadora de la Universidad de Ibagué.
 
La producción de hoja de cachaco es una labor ancestral a la que se dedican al menos 500 familias indígenas del sur del Tolima, en especial en Coyaima y Natagaima. Su principal uso en Colombia es la envoltura de alimentos como los tamales. Gracias a una invención creada para tecnificar el soasado que involucra la poscosecha de la hoja, este proceso gozará de mejores condiciones técnicas.

La invención es el Equipo portátil, ergonómico y eficiente para el soasado de hojas del género Musa, de autoría de los ingenieros Alfonso Cubillos Varela, exprofesor de la Universidad de Ibagué y ahora investigador en la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria (Agrosavia); Helga Patricia Bermeo Andrade, profesora del programa Ingeniería Industrial y miembro del grupo de investigación Ginnova de Unibagué; Yaneth Bohórquez Pérez, profesora del programa Agroindustria y miembro del grupo de investigación Cedagritol de la Universidad del Tolima, y Jhusty Moreno Henao, en su momento contratista de Unibagué.

El dispositivo funciona como una estufa compuesta de tres módulos metálicos independientes que, al ensamblarse, facilitan el soasado de la hoja una vez es cosechada de la planta. Con su uso, el productor evita la mala postura y la alta exposición al calor, mientras que reduce la carga contaminante al medio ambiente por menor uso de leña (incluso de aquella proveniente de especies nativas protegidas) como material de combustión.
Este dispositivo es el primer paso en la transformación tecnológica de la que requiere la agrocadena de la hoja de cachaco en el Tolima para generar mayor valor agregado, en lo social y en lo económico, para todos los que en ella participan y, en especial, para las comunidades indígenas, que conforman su primer eslabón productivo.

“Estamos convencidos de que en el Tolima esto es posible. El notable colectivo de familias que se dedican a esta labor tiene, con este dispositivo, una oportunidad real para iniciar su tecnificación. Confiamos en que sirva, a su vez, como detonante de innovación social en la zona”, destacó la ingeniera Bermeo.
 
Las bases de la invención

La obtención de la patente de invención, concedida según Resolución 31723 del 31 de julio de 2019 por la Superintendencia de Industria y Comercio, es otro de los resultados destacados del convenio 1032 de 2013, Logística para la integración de valor en la cadena hortofrutícola del Tolima, ejecutado con el liderazgo de la ingeniera Bermeo desde Unibagué, en alianza con la Universidad del Tolima y el Sena regional Tolima.

Este proyecto se desarrolló en cofinanciación del Gobierno seccional, a través del Fondo de Ciencia y Tecnología del Sistema General de Regalías, en 20 municipios, durante el periodo 2013 - 2017, para intervención poscosecha en 12 subsectores productivos, entre ellos la producción de cachaco en el sur.
Además de la capacitación en buenas prácticas agrícolas y logísticas, provista a más de 40 productores de hoja de cachaco, se llevó a cabo el mejoramiento intra-finca en 10 unidades productivas con la dotación de un prototipo del Equipo, además de herramientas y utensilios para una adecuada labor poscosecha. En estas fincas se validó el funcionamiento de los prototipos en tres aspectos críticos: calidad del soasado de las hojas, reducción del impacto a la salud del operario y reducción del impacto ambiental.

El equipo está en prueba de campo. Luego de esta primera etapa, "han de venir dos etapas más; la segunda, para revisar cómo fue la adopción, medir resultados y generar acciones de mejora y adecuación, y la tercera, para formular nuevos proyectos, seguramente con financiación de otros fondos, para masificar la adopción de esta tecnología en la zona", explicó la ingeniera.
 
Los impactos son positivos

Los propósitos de diseño se orientaron a lograr la producción de una hoja de alta calidad, más rentable y de menor impacto ambiental. En este sentido, las diferencias entre el antes y el después son evidentes: mayor descanso y menor impacto en la salud de los productores, menor impacto ambiental por combustión eficiente de un volumen menor de leña, menor daño físico a la hoja y mayor oportunidad de mejor precio en la etapa de comercialización.
Por todas estas razones, el diseño del Equipo Portátil fue merecedor de patente de invención, la primera para la Universidad de Ibagué de muchas otras que esperamos lograr en esta apuesta misional por adelantar investigación de alta calidad y pertinente para el desarrollo regional.

_______________________________________________________
Dirección de comunicaciones Universidad de Ibagué