RECOMENDACIONES PARA IMPLEMENTACIÓN AGENDA 2030

RECOMENDACIONES PARA IMPLEMENTACIÓN AGENDA 2030

INTRODUCCIÓN
LA RELEVANCIA DE LAS INSTITUCIONES DE EDUCACIÓN SUPERIOR EN LA AGENDA 2030 Y LOS ODS

 
​¿Qué es la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible?
La Agenda 2030 es un compromiso que suscribió Colombia con otros 192 estados miembros de Naciones Unidas en el 2015 (tras la finalización de los Objetivos del Milenio) en un evento histórico denominado Cumbre del Desarrollo Sostenible, para mejorar las condiciones de vida de todas las personas y transformar el mundo en un lugar mejor, sostenible económica, social y ambientalmente.
La Agenda 2030 tiene 4 componentes: 1) Declaración política, 2) 17 objetivos y 169 metas de desarrollo sostenible, 3) Medios de implementación y alianza global y 4) Evaluación y seguimiento. Esta Agenda “define las prioridades y regirá los esfuerzos en materia de desarrollo sostenible a nivel global hasta el 2030. Por ello, su adopción tendrá profundas implicaciones en los instrumentos y planes nacionales de desarrollo, la destinación presupuestaria por parte de la banca y otros organismos multilaterales, en los flujos y modalidades de cooperación internacional, y en la construcción de un entorno internacional habilitante al desarrollo.”[1]
Colombia ha cumplido un lugar protagónico en este proceso, ya que propuso seguir el enfoque del desarrollo sostenible para los nuevos objetivos y fue uno de los 22 países que desarrolló de manera voluntaria la revisión de estos en el marco del Foro Político de Alto Nivel para los Objetivos de Desarrollo Sostenible del 2016.
Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) tienen las siguientes características generales:
  • Un carácter interrelacionado e indivisible que requiere una mayor intersectorialidad de las políticas y la superación del enfoque de trabajo atomizado con el cual suelen operar los gobiernos.
  • Se da importancia a las personas, el planeta, la prosperidad, la paz y las alianzas.
  • Se garantiza que los objetivos contengan medios de implementación específicos.
  • Se reconocen las necesidades específicas de los países en conflicto y posconflicto.
  • Reconoce un paradigma de complejidad en la búsqueda de la sostenibilidad, en la medida en que promueve un trabajo holístico en el logro los objetivos de desarrollo para la búsqueda de la sostenibilidad, social, económica y ambiental.
 
[1] Más información en: http://www.cancilleria.gov.co/en/node/3199 y http://www.un.org/sustainabledevelopment/es/la-agenda-de-desarrollo-sostenible/. El documento completo “Transformar nuestro mundo: la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible” puede ser consultado en el siguiente enlace: http://unctad.org/meetings/es/SessionalDocuments/ares70d1_es.pdf.
 
[1] Más información en: http://www.cancilleria.gov.co/en/node/3199 y http://www.un.org/sustainabledevelopment/es/la-agenda-de-desarrollo-sostenible/. El documento completo “Transformar nuestro mundo: la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible” puede ser consultado en el siguiente enlace: http://unctad.org/meetings/es/SessionalDocuments/ares70d1_es.pdf.


Conferencia Iberoamericana sobre Objetivos de Desarrollo Sostenible del 2018
Del 27 al 29 de junio del 2018 se realizó la Conferencia Iberoamericana sobre Objetivos de Desarrollo Sostenible en Salamanca, España, cuyo objetivo fue: crear el contexto propicio y el compromiso colectivo que impulse las transformaciones necesarias para el cumplimiento de la Agenda 2030 en la región.
En esta conferencia se definió que el cumplimiento de la Agenda 2030 requiere cuatro factores transversales: educación para la transformación, medioambiente y energía, innovación para el desarrollo y alianzas multiactor.
En términos generales se concluyó que las diferencias de estos objetivos con los objetivos del milenio (construcción de abajo hacia arriba, acuerdo intergubernamental, énfasis en alianzas, entre otros) implica un llamado importante a los diferentes sectores y a un compromiso a ser capaces de enamorar con la Agenda 2030, especialmente a los jóvenes, dado su lugar invaluable para el cambio generacional, recordar lo que se decidió en el 2015 y volver a ubicarlo como un tema central en los países firmantes.
Se hace un llamado principalmente a:
  1. Generar alianzas y romper aislamientos.
  2. Apostar por lo estratégico, por áreas que pueden catapultar el cambio, como género, economía digital y sostenible, articulación entre propuestas económicas, sociales y ambientales.
  3. Asumir la urgencia de innovar, lo mismo de siempre no es suficiente, la inercia no generará el cambio.
  4. Nuevo conocimiento y educación en un nuevo paradigma,
  5. Fomentar el compromiso de los jóvenes con esta Agenda, existen actualmente más de 200 millones de estudiantes universitarios en el mundo, allí está una de las claves para el cambio generacional y la sostenibilidad de los objetivos trazados.
  6. Identificar los diversos grupos de interés con los que interactúa la universidad, como espacio privilegiado de encuentro entre sectores, entre generaciones y entre poblaciones diversas, para avanzar en trabajos mancomunados que persigan y hagan seguimiento a metas comunes.
Se acordó que debemos aprender a vivir en un planeta bajo presión, que la Agenda 2030 nos convierte a todos en países en desarrollo y que hoy en el mundo hay pocos signos de esperanza, pero este es uno que podemos seguir.
 
Conpes 3918 de 2018
En el 2018, en Colombia se generó un documento Conpes como instrumento de política pública del gobierno nacional, para la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) en el país[1]. Este documento resulta vinculante para las entidades nacionales e indicativo para las entidades territoriales y en su contenido incluye un diagnóstico nacional en relación con los ODS y expone los lineamientos con las metas, indicadores y las estrategias que se han establecido como país frente a este desafío.
El Conpes instaura entre las principales metas del país las relacionadas con pobreza, educación y protección del medio ambiente. Específicamente en educación superior se focalizan las acciones y mediciones en relación con la tasa de cobertura, la calidad y la educación para la sostenibilidad económica, social y ambiental.
 
Educación superior y los Objetivos de Desarrollo Sostenible
Organizaciones internacionales, transnacionales y nacionales han mostrado la importancia estratégica de la educación superior para conseguir los ODS y cumplir con la Agenda 2030. La Secretaría General Iberoamericana (SEGIB) ha señalado que “La Agenda 2030 interpela a la Comunidad Universitaria como no lo habían hecho otros compromisos de desarrollo global anteriormente” (2018), y en términos generales se han señalado algunas líneas como: investigación, innovación y generación del conocimiento al servicio de la Agenda 2030, la formación integral para el desarrollo sostenible, la educación superior como espacio para la transformación social y un entorno de desarrollo sostenible social, económico y ambiental, la educación superior como lugar de encuentro, integración y alianzas para el desarrollo sostenible.
Las instituciones de educación superior (en adelante IES) tienen un papel fundamental a asumir en la reflexión e incidencia frente a los problemas sociales y ambientales que afectan al planeta.  Por lo tanto, la participación en la implementación de la Agenda 2030 y las acciones de transformación que se puedan impulsar desde los diferentes ODS, contribuyen a articular acciones que permiten un trabajo con una visión de largo plazo y que permitan acercarse a las metas que cada ODS se busca.
 
Así mismo, al adoptar las IES de manera institucional los ODS, se pueden crear sinergias entre ellas y sus iniciativas, y con otros sectores. Además, es un incentivo al compromiso de la comunidad educativa con la sociedad y las comunidades, una articulación holística de todos los sectores que se relacionan con la educación superior y una potencialización del trabajo por la implementación de la Agenda 2030 en los diferentes territorios del país.
 
Desde la educación superior, se forman hoy a las personas que participan y que seguramente liderarán tanto el sector privado como el sector público. Que los hoy estudiantes vivan desde ya en sus universidades el compromiso con la Agenda 2030, les motivará a influir de manera positiva en sus entornos y lugares de acción.
 
Adicionalmente, el compromiso activo de las IES con la Agenda 2030 y los ODS permite un trabajo contextualizado en las regiones, promueve la rigurosidad científica sobre la detección e implementación de estrategias que promuevan una hoja de ruta, para avanzar en propuestas necesarias, viables y con resultados para la solución de problemas urgentes de inequidad, pobreza, degradación ambiental y recrudecimiento de conflictos, que ya no dan espera y que involucra necesariamente a todas las áreas de conocimiento en proyectos de nación, que no dejen a nadie atrás. 
 
 
ALCANCE DE ESTE DOCUMENTO
 
El presente documento incluye una serie de recomendaciones o sugerencias surgidas desde la experiencia de instituciones de educación superior colombianas que ya han iniciado la incorporación de la Agenda 2030 y de los ODS a su quehacer institucional. Todas las recomendaciones acá planteadas varían de acuerdo con las características, particularidades y posibilidades reales de cada institución. Este ejercicio hace parte de una iniciativa de la Asociación Colombiana de Universidades y el Ministerio de Educación Nacional por identificar y dar a conocer evidencias del compromiso de las IES colombianas con la Agenda 2030 y el logro de los ODS. En ese sentido, este documento busca ser un apoyo para aquellas instituciones que inician o que buscan fortalecer su compromiso por el desarrollo sostenible.
 
RECOMENDACIONES TRANSVERSALES PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA AGENDA 2030 EN LAS IES COMO UN COMPROMISO INSTITUCIONAL
 
  1. Promover la reflexión de toda la comunidad educativa en la Agenda 2030 y los ODS.
 
Es de capital importancia realizar un intercambio de saberes y generación de conocimientos, al interior de las comunidades educativas y entre estas y otros actores externos, sobre los temas que aborda la Agenda 2030 y los ODS como eje fundamental para su implementación. De manera que impulsar la comprensión sobre esta hoja de ruta, los 17 ODS y las 169 metas enmarcadas en el acuerdo, puede ser la base para que cada individuo, dentro o fuera de la comunidad educativa, asuma un rol desde su capacidad de agencia como ciudadano, para buscar alternativas individuales y colectivas en la erradicación de la pobreza y la sostenibilidad económica, social y ambiental del planeta.
 
Es muy importante que, más que un listado de acciones aisladas, se planifique una estrategia institucional a la que se haga un seguimiento que permita evaluar si los diferentes miembros de la comunidad educativa se han involucrado en la reflexión (directivas, docentes y estudiantes de diferentes áreas del conocimiento, programas o facultades, administrativos y líderes de unidades de apoyo a la gestión).  Adicionalmente se sugieren acciones en tres líneas principales: comunicación, involucramiento y formación.
 
Es importante comunicar de manera permanente a toda la comunidad educativa sobre propuestas nacionales e internacionales, avances y alcances de las estrategias institucionales relacionadas con la Agenda 2030 y los ODS; de tal manera que esta comunicación estratégica permita incentivar a directivos, maestros y estudiantes para que identifiquen y atiendan problemáticas específicas relacionadas con la Agenda 2030 y el CONPES 3918 de 2018, de forma creativa e innovadora. Asimismo, es importante esta comunicación con sectores externos a la institución tanto para el intercambio de saberes sobre este tema, como para atraer e involucrar a líderes nacionales e internacionales, y para para que las lecciones aprendidas puedan ser difundidas y replicadas en otras instituciones y territorios.
 
También es recomendable hacer seguimiento al número y el tipo de personas, tanto de la comunidad educativa (docentes, estudiantes, directivos, administrativos, egresados) como de externos que se interesan e involucran con las apuestas de los ODS.
 
Aunque se retomará más adelante desde las funciones misionales lo referido específicamente a formación, en términos generales se sugiere revisar principios y estrategias que permitan educar en cohesión social, ética y valores, que promuevan el empoderamiento de jóvenes y adultos para que participen y asuman roles activos, tanto local como globalmente y que fomenten estrategias para promover el desarrollo sostenible (Ej. educación para el desarrollo sostenible y los estilos de vida sostenibles, los derechos humanos, la igualdad de género, la promoción de una cultura de paz y no violencia, la ciudadanía mundial y la valoración de la diversidad cultural).
 
 
 
  1. Revisar la coherencia entre las políticas institucionales y la Agenda 2030.
Es importante que las IES que decidan comprometerse con la Agenda 2030 y los ODS lo expongan de manera explícita en las políticas, modelos, planes y estrategias institucionales que consideren que pueden incluir, tanto su compromiso declarado, como las acciones y los seguimientos que desarrollará en consecuencia. La revisión de políticas permite además que las altas directivas de la institución conozcan y se posicionen frente al tema, así las decisiones tendrán un carácter institucional y no sólo de algunos programas, grupos o líderes.
 
Algunas IES han revisado de nuevo su misión y visión institucional, o su Proyecto Educativo Institucional o el que haga sus veces, para analizar la coherencia entre lo planteado allí con la sostenibilidad social, económica y ambiental como un componente transversal al establecimiento de sus políticas institucionales.
 
En otros casos, se ha incluido el compromiso, estrategias y programas específicos relacionados con la Agenda 2030, con su respectiva financiación, en el Plan de Desarrollo Institucional. Hay instituciones que también han revisado su modelo curricular para que este permita la formación transversal en temas prioritarios para el desarrollo sostenible y que comprometen a todos los programas (cambio climático, equidad, etc.).
 
Existen también instituciones en Colombia que han creado un modelo o política de sostenibilidad social, económica y ambiental que permea sus funciones sustantivas y administrativas y permite ejes temáticos articulados para la formación, creación, investigación, innovación y extensión/proyección o responsabilidad social.
 
En algunas IES, aunque no existe una política institucional nueva o modificada, la apropiación de la Agenda 2030 se puede evidenciar en las facultades, programas, institutos o similares, tanto en la incorporación en sus proyectos educativos como en otras acciones específicas.
 
Una de las recomendaciones reiterativas de IES que han avanzado en este tema es priorizar el aporte a algunos ODS. Aunque se entiende la interconexión entre objetivos, priorizarlos le permite a la IES realizar un aporte de acuerdo con sus características propias, sus posibilidades y sus intereses.
 
 
  1. Fomentar compromisos de los máximos órganos colegiados del Gobierno Institucional
 
Es recomendable impulsar en las IES el compromiso de los máximos órganos colegiados del Gobierno institucional con la implementación de la Agenda 2030 y el logro de los ODS, para que desde su labor se asegure la inclusión real de proyectos, procesos, planes, prácticas, estrategias, políticas y decisiones, encaminadas a incluir el desarrollo económico, social y ambiental sostenible dentro de las funciones misionales.
Del mismo modo, es importante que se consoliden y gestionen los recursos necesarios para los ajustes o novedades que se involucren en la institución con razón de los ODS. De manera que se garanticen posibilidades reales de cumplimiento y que se incluya en la rendición de cuentas del gobierno institucional. 
 
  1. Revisar la posibilidad y el beneficio de realizar modificaciones organizacionales para la existencia de una unidad de articulación y seguimiento o para incluir funciones nuevas en una unidad ya existente.
 
De acuerdo con la importancia y el carácter transversal a las funciones misionales de la implementación de la Agenda 2030, se recomienda a las IES la creación o la inclusión de funciones dirigidas a la coordinación y articulación al interior de la IES, que sea además responsable de su seguimiento, evaluación y reporte.
 
Dicha unidad podrá velar por la creación de estrategias, mecanismos e instancias que permitan la transversalización del trabajo de los ODS priorizados, así como el seguimiento de sus resultados y procesos. Adicionalmente, se sugiere la generación de una red de cooperación interna basada en la confianza y con propósitos comunes, garantizando una coordinación mínima y una clara estrategia de comunicación efectiva interna.
 
Además, se recomienda contactar a las agencias custodias de cada ODS[2] y ver la forma de articularse con ellas.
 
 
  1. Identificar, interactuar y trabajar de manera conjunta con diversos grupos de interés para el logro de los ODS
 
Se recomienda la identificación, caracterización e interacción con los grupos de interés dirigidas al cumplimiento de metas nacionales o mundiales. Las personas, agremiaciones o entidades internas o externas, en las cuales las IES tienen influencia o que las mismas influencian la institución (CESU, 2017) pueden tener intereses particulares y aportes significativos en temas de relevancia para el logro de los ODS así como participación directa e indispensable en la ejecución de actividades, proyectos y estrategias que contribuyan con la implementación de la Agenda 2030.
Es importante además que las IES busquen que las acciones relacionadas con el desarrollo sostenible, conforme a las disposiciones de Naciones Unidas, impacten o beneficien a grupos identificados para la promoción de una sostenibilidad económica, social y ambiental, y no sólo a los actores que regularmente diseñan, planean y ejecutan dichas acciones.
 
  1. Generar o fortalecer alianzas de cooperación internacional que promuevan estrategias para el cumplimiento de los ODS de la Agenda 2030.
 
En un mundo globalizado, la implementación de la Agenda 2030, que ha sido un acuerdo multilateral entre naciones con el objetivo compartido de realizar “un plan de acción integral a favor de las personas, el planeta y la prosperidad” (PNUD, 2018), debe trabajar por alinear los intereses del Estado, la educación superior y la comunidad internacional en relación con la Agenda y los ODS; así como articular los actores de las IES y sus grupos de interés internos y externos, apalancando además los recursos de la cooperación internacional relacionados con los ODS.
 
En ese sentido, se recomienda a las IES identificar las oportunidades de cooperación internacional, que complementen los esfuerzos técnicos, administrativos, académicos y financieros alrededor de la implementación de la Agenda 2030 y trabajar en un documento que sintetice dichos hallazgos.
 
Se sugiere también aumentar la participación de la institución en concursos o proyectos internacionales que sean convocados en torno a la Agenda 2030 o que promuevan el fortalecimiento de los ODS en los territorios idealmente con socios internacionales que pueden ser identificados en espacios como el grupo de educación superior en ODS (Higher Education Cluster in SDG) de la Asociación Internacional de Universidades (IAU por sus siglas en inglés), o en el Ranking UNESCO, entre otros.
 
Documentar las buenas prácticas institucionales de implementación de estrategias relacionadas con el logro de los ODS, así como del involucramiento de gobierno institucional y grupos de interés, la definición de presupuestos enfocados en la implementación de la Agenda 2030 y las actividades realizadas, suele ser un insumo muy importante para la presentación de la IES en ámbitos internacionales.
 
Las IES colombianas ya han demostrado un crecimiento importante en la movilidad de estudiantes, docentes e investigadores, esta estrategia puede dirigirse también desde la identificación de intereses en formación, investigación u otros tipos de intercambio relacionados de manera explícita con los ODS.
 
  1. Crear e implementar campus sostenibles
 
Las actividades cotidianas que se llevan a cabo en un campus universitario generan diversos impactos sociales y ambientales. Por ello, las IES pueden incorporar a sus proyectos de implementación de la Agenda 2030 y el logro de los ODS, buenas prácticas en la construcción o reformas de sus campus, alineadas con la sostenibilidad social, económica y ambiental.
 
En esa medida, para promover un campus sostenible, se recomienda:
  • Determinar acciones para el uso adecuado de los recursos, especialmente del agua, la energía, el papel y otros insumos de trabajo.
  • Realizar un adecuado manejo de residuos, promover el reciclaje y la reutilización.
  • Promover una cultura de sostenibilidad social, económica y ambiental institucional.
  • Fomentar la accesibilidad y la supresión de barreras para personas con discapacidades físicas y motoras.
  • Medir y reducir el impacto ambiental de las actividades institucionales.
  • Revisar el comportamiento socio ambiental de proveedores y otros actores relacionados.
  • Fomentar las acciones de voluntariado para la promoción de la sostenibilidad.
  • Implementar acciones de jardinería orgánica.
 
 
  1.  Establecer metas e indicadores para la medición de resultados
 
Un aporte a los ODS significa definir metas e indicadores, y para ello se recomienda generar estrategias de seguimiento que permitan validar su cumplimiento y establecer la estrategia que permita monitorear y medir el aporte real de las IES a los ODS y la Agenda 2030, de manera clara y objetiva, de acuerdo con las prioridades definidas por la institución. Es importante identificar las metas establecidas como país en el Conpes 3918 y establecer una manera de medir la contribución al cumplimiento de estas.
En todo caso, es importante conocer las metas relacionadas con el ODS 4 para la educación inclusiva y equitativa, y plantear objetivos internos en la IES que aporten a las mismas.
 
Además de las metas, resulta importante la traducción de estas a indicadores en los que se recomienda:
  • Diseñar indicadores para la revisión intermedia de cumplimiento de las metas propuestas.
  • Establecer indicadores temáticos de acuerdo con las funciones misionales de la educación superior.
  • Armonizar los indicadores institucionales de medición con los indicadores dispuestos por la Organización de Naciones Unidas y en general con estándares internacionales.
 
 
RECOMENDACIONES PARA LA INCORPORACIÓN DE LA AGENDA 2030 Y LOS ODS EN LAS FUNCIONES MISIONALES DE LA EDUCACIÓN SUPERIOR
 
La Agenda 2030 y los ODS son una oportunidad para articular las tres funciones misionales de las instituciones de educación superior, dado que ofrecen un lenguaje común para revisar, actualizar, modificar o consolidar acciones que apunten a la formación integral para la ciudadanía mundial, la investigación estratégica con pertinencia social, y la extensión o proyección vistas en el marco del desarrollo sostenible para los territorios.
 
  1. Primera función misional: formación integral en un nuevo paradigma para la ciudadanía mundial y la sostenibilidad social, económica y ambiental.
 
De acuerdo con la Unesco “La Educación para la Ciudadanía Mundial (ECM) inspira la acción, las asociaciones, el diálogo y la cooperación mediante la educación formal y no formal. La ECM aplica un enfoque multifacético que emplea conceptos, metodologías y teorías de campos relacionados, que incluyen la educación en materia de derechos humanos, la educación para la paz, la educación para el desarrollo sostenible y la educación para la comprensión internacional. Promueve un ethos de curiosidad, solidaridad y responsabilidad compartida” (UNESCO, 2016; P. 16).
 
Se recomienda a las IES, en torno a la educación para la ciudadanía mundial, implementar planes de estudio, en coherencia con el o los modelos curriculares de la institución, que involucren la formación en derechos humanos, educación para la paz, interculturalidad, sostenibilidad social, ambiental y ecnómica, igualdad de género, equidad y el ejercicio profesional con agentes diversos, por ejemplo con c cursos transversales  que involucren un análisis crítico de los diferentes problemas del desarrollo contemporáneo que derivan en la actual crisis planetaria, además que ponga de manifiesto las alternativas de solución.. Adicionalmente, incluir cursos transversales u otras estrategias que promuevan en los estudiantes su vinculación a acciones de transformación en las comunidades y que tienen una relación directa con los ODS.
 
De manera complementaria a los planes de estudio, se recomienda crear y promocionar cátedras, semilleros de investigación y electivas enfocados en la Agenda 2030 y el desarrollo económico, social y medioambiental sostenible.
 
Algunas instituciones ya han avanzado en la creación de programas de posgrado para la formación especializada y de alto nivel en la implementación de la Agenda 2030 y la búsqueda y ejecución de acciones para el cumplimiento de los ODS.
 
La formación integral para una ciudadanía mundial y la búsqueda del logro de los ODS de la Agenda 2030, crean un escenario para el ámbito educativo que promueva la aparición de nuevos paradigmas, resultado de un nuevo acuerdo social en el que desde los diferentes niveles educativos se atiende las transformaciones sociales, ambientales, culturales y económicas, desde visiones y estrategias innovadoras.
 
Por ello vale la pena iniciar el camino de la implementación de un nuevo paradigma con acciones como las que vienen desarrollando algunas IES en relación con:
 
  • Creación e implementación de la formación de nuevas competencias (necesarias para el desarrollo sostenible) con enfoques sistémicos e interdisciplinares que le permitan a los futuros profesionales, hacer una lectura y abordaje multidimensional de los problemas sociales y ambientales.
  • Educación a partir de la reflexión permanente en ética y valores, donde predomine la cooperación y la comprensión de un futuro conjunto.
  • Inclusión de la educación basada en retos que pueden ser propuestos por un tercero (gobierno, sector privado) como una de las formas de sensibilización y solución probable de los mismos.
  • Fomento de espacios participativos para discutir y repensar la educación entre los integrantes de las comunidades educativas que tengan como objeto redefinir el conocimiento, el aprendizaje y el saber, de acuerdo con los retos que plantean los ODS y la proyección de sociedades más sostenibles, equitativas, cooperativas y pacíficas.
  • Transformaciones educativas que incentiven la creatividad, la innovación, la cooperación y la comprensión de la humanidad.
 
  1. Segunda función misional: investigación, creación e innovación estratégica, sostenible y con pertinencia social
 
La pertinencia social implica que las IES sitúen sus investigaciones y programas académicos en torno a la complejidad local, nacional y global, haciendo valer su papel científico y propositivo en la búsqueda del desarrollo de las sociedades. En esa medida, implica la generación de una conciencia individual e institucional frente al objetivo, alcance y resultados de la investigación, la innovación, el emprendimiento, la transferencia tecnológica, la apropiación social del conocimiento y todas las estrategias involucrada con la segunda función misional.
 
Para una mayor pertinencia social, económica y ambiental de la segunda función misional se recomienda a las IES:
 
  • Identificar las investigaciones, creaciones, transferencias tecnológicas e innovaciones que ya viene adelantando la IES, que están involucradas de manera explícita con uno o más ODS.
  • Involucrar a nuevos grupos de interés en los procesos de construcción y apropiación social del conocimiento.
  • Reforzar e incentivar ejercicios de innovación tecnológica y social dirigidos a los ODS.
  • Promover alianzas con entidades del sector productivo, con organizaciones no gubernamentales, y con el gobierno para que, de la manera más articulada posible con los planes de desarrollo nacional, de alcaldías y gobernaciones se avance en el aporte desde la investigación, la creación y la innovación a las metas de los ODS.
  • Promover la investigación con enfoque transformador de las realidades sociales, económicas y ambientales de Colombia y del mundo.
  • Promover líneas, grupos y proyectos de investigación orientados a los ODS y cumplimiento de la Agenda 2030
  • Adoptar una agenda de investigación, creación e innovación relacionada con los ODS y las necesidades de las regiones.
 
 
  1. Tercera función misional: extensión, proyección, articulación o integración para el desarrollo sostenible de los territorios.
 
Las IES tienen un papel preponderante como actor territorial y territorializado. En esa medida, su interrelación con otros sectores y su mismo quehacer institucional permite incluir como uno de sus objetivos misionales, la articulación y potencialización de las acciones encaminadas al desarrollo sostenible de los territorios, en el reconocimiento de las características propias de estos, así como la diversidad cultural, ecológica y poblacional que esto albergan.
 
En ese orden de ideas, las IES que han avanzado en la incorporación de la Agenda 2030 en su tercera función misional recomiendan:
 
  • Identificar y sistematizar las acciones que ya vienen adelantando la IES en extensión, proyección o responsabilidad social, que puedan estar involucradas con uno o más ODS.
  • Desarrollar programas de educación continuada (simposios, foros, congresos, diplomaturas, cursos, charlas, talleres, conferencias, etc.) en formato virtual o presencial, sobre la Agenda 2030 y los ODS. Ya algunas IES han avanzado en este tema y se vienen generando opciones en las que se asocian dos o más IES.
  • Diseñar, ejecutar y evaluar proyectos sociales en los que participen las comunidades con profesores y estudiantes y que aporten de manera explícita a logros de los ODS.
  • Emprender acciones con los entornos locales vinculadas de manera explícita con los ODS, para que estas sean conocidas de manera amplia y se generen alianzas entre los diferentes sectores para el avance en la Agenda 2030.
  • Participar y asesorar la construcción de políticas públicas en las regiones en coherencia con el compromiso nacional frente a la Agenda 2030.
  •      Realizar seguimiento a los egresados que están trabajando en línea directa con uno o más ODS en las regiones.
  • Enfocar el trabajo de territorios en la generación de valor compartido y desarrollo de capacidades, con mecanismos de prevención del asistencialismo y paternalismo en los proyectos sociales.
  • Articular el voluntariado con la gestión social y las estrategias para el desarrollo de territorios con la formación profesional, investigación e innovación.
 
ESTRATEGIA “IES ASCUN LÍDERES Y GESTORAS DE ALIANZAS POR CADA ODS 2019”
Durante el año 2019 se ha desarrollado la estrategia “IES colombianas líderes y gestoras de alianzas por cada ODS”, una iniciativa de la Asociación Colombiana de Universidades que avanzó en la identificación de una o más universidades líderes por cada uno de los 17 ODS. Estas universidades, de manera voluntaria y dadas sus características propias, han decidido dirigir sus esfuerzos en la generación de alianzas para el aporte intersectorial a las metas trazadas para los ODS como país[3]. El trabajo desarrollado durante estos meses en la búsqueda y generación de alianzas entre IES, y entre estas y otros sectores externos, ha traído importantes enseñanzas que permiten realizar ciertas recomendaciones a otras instituciones que deseen avanzar en la formulación de alianzas.
Quienes han liderado este proceso remiten las siguientes recomendaciones:
  • Realizar un mapeo o una caracterización que le permita a las IES identificar a los actores más relevantes para cada ODS (sector gobierno involucrado con el ODS, empresas, instituciones educativas, ONGs, sociedad civil, personalidades políticas, científicas o académicas, etc.) y las acciones que ya se vienen realizando en el país en el ODS definido.
  • Construir (formular, gestionar, mantener) alianzas en lo local, pasar a lo regional y finalmente a lo internacional, en una metodología “down-top”. Un ejemplo de ello puede ser fomentar alianzas al interior de la IES, realizando posteriormente un tejido con las IES “amigas” con las que se ha trabajado, a nivel regional, nacional e internacional.
  • Generar retos específicos a los que se pueda hacer seguimiento sobre el aporte de la IES. Es posible combinar algunos retos del sector privado, gubernamental u otros sectores sociales externos e incorporarlos a planes de estudio.
  • Fomentar y ampliar las alianzas existentes que han sido identificadas por cada IES colombiana líder de cada ODS, con otras redes de colaboración científicas universitarias, nacionales e internacionales que ya están igualmente creadas y tienen una vida activa en los diferentes campos del conocimiento del desarrollo sostenible.
 
 
RESUMEN DE LAS PRINCIPALES RECOMENDACIONES QUE PUEDEN ADELANTAR LAS IES PARA LA IMPLEMENATCIÓN DE LA AGENDA 2030 Y EL APORTE A LOS ODS
A continuación, se relaciona un compilado con las acciones más importantes que se sugieren para adelantar en las IES, de acuerdo con las recomendaciones dispuestas en este documento:
  1. Promover el conocimiento y la reflexión sobre la Agenda 2030 y los ODS con los diferentes miembros de la comunidad educativa.
  2. Analizar las políticas institucionales, así como la estructura organizacional y las funciones de las unidades académicas y administrativas de la institución, y fomentar su coherencia con la Agenda 2030 y los ODS.
  3. Generar prácticas de buen gobierno relacionadas con la sostenibilidad social, económica y ambiental.
  4. Priorizar ODS según las apuestas, características y posibilidades de cada institución.
  5. Planear, designar recursos y definir indicadores para el aporte a los ODS priorizados.
  6. Identificar, interactuar y trabajar de manera conjunta con los diversos grupos de interés involucrados en el logro de los ODS
  7. Generar alianzas de cooperación internacional basadas en aportes a los ODS.
  8. Avanzar en campus sostenibles.
  9. Realizar reportes con estándares internacionales.
  10. Promover la formación integral y que tanto los modelos curriculares, los planes de estudio y los espacios de formación extracurriculares avancen en la educación requerida para la ciudadanía mundial y para la sostenibilidad social, económica y ambiental.
  11. Fortalecer la investigación, creación e innovación estratégica, con pertinencia y sostenibilidad.
  12. Dirigir la extensión, proyección o responsabilidad social hacia el desarrollo sostenible de los territorios.
  13. Identificar opciones de articulación entre las tres funciones misionales para cada uno de los ODS priorizados.
  14. Ser líderes o promover liderazgos responsables de generar o mantener alianzas intersectoriales para los ODS.
  15. Promover el diseño de un conjunto de parámetros para monitorear los procesos de implementación de la gestión ambiental empresarial universitaria.
  16. Favorecer el desarrollo de resultados científicos en temas de desarrollo sostenible, bajo el liderazgo de profesores y alumnos, financiando aquellas investigaciones que promuevan el desarrollo de soluciones tecnológicas en beneficio de la mejora del desempeño ambiental de las IES.
  17. Premiar las mejores prácticas universitarias de gestión sostenible en las siguientes áreas:  buenas prácticas en la disminución de emisiones a la atmósfera, soluciones de tratamiento de aguas residuales y vertidos de contaminantes químicos, soluciones novedosas para el reciclado de residuos sólidos, tratamiento de áreas verdes y producción de compost, la gestión de riesgos ambientales y la conservación sostenible del patrimonio material e inmaterial, entre otras.
 
AGRADECIMIENTOS
Agradecemos especialmente a las siguientes personas que contribuyeron a la construcción de este documento:
  • Carolina Álvarez – Asociación Colombiana de Universidades
  • Elizabeth Bernal Gamboa - Asociación Colombiana de Universidades
  • Guillermo Alfonso Parra – Universidad Antonio Nariño
  • Jady Caballero – Ministerio de Educación Nacional
  • Jorge Alberto Gaona – Universidad Piloto de Colombia
  • José Luis Villarreal – Universidad Mariana
  • Juan José Cabello – Corporación Universidad de la Costa
  • Margarita Rosa Pérez Carvajal – Corporación Universitaria Minuto de Dios
  • Tatiana Molina – Universidad CES
  • Celene Milanés Batista- Corporación Universidad de la Costa
 
REFERENCIAS
CESU. (2017). Acuerdo No. 02 de 2017. Por medio del cual se establece la Política Pública para el mejoramiento del Gobierno en las Instituciones de Educación Superior.
UNESCO. (2016). Educación para la ciudadanía mundial: preparar a los educandos para los retos del siglo XXI. París, Francia. Unesco.     
PNUD, BID Y MINAMBIENTE. (2018).    Agenda 2030. Transformando Colombia. Recuperado de https://www.undp.org/content/dam/colombia/docs/MedioAmbiente/Publicaciones proyectos/Agenda 2030_correciones_NR_15mayo WEB.pdf
 
OTROS DOCUMENTOS DE INTERÉS
A continuación, se hace un listado de documentos nacionales e internacionales que sirven también de guía a la implementación de la Agenda 2030 y los ODS:  
 
[1] https://colaboracion.dnp.gov.co/CDT/Conpes/Económicos/3918.pdf
[2] https://es.unesco.org/sdgs
[3] Más información sobre esta estrategia en: //ascun.org.co/proyectos/detalle/boletin-ascun-de-buenas-practicas-agenda-2030-y-ods-n-4-julio-de-2019.

Documentos